04/09/19

Los buques bulk. La OMI 2020 hace subir las tarifas

Miles de los buques bulk que normalmente circulan los mares están siendo retirados del mercado para ser equipados con depuradores.


A medida que los propietarios comenzaron a retirar de alquiler los buques bulk para prepararlos para las nuevas reglas de combustible, el costo del envío de commodities por mar aumentó al más alto nivel en casi nueve años.

El Baltic Dry Index, una medida de carga para todo, desde carbón hasta mineral de hierro y granos, subió a 2.378 puntos el viernes, el más alto desde noviembre de 2010, según cifras del Baltic Exchange con sede en Londres. Los gigantescos buques bulk del tipo Capesizes están ganando casi US$ 35.000 por día, la mayor cantidad en al menos 5 años y medio, escribieron en Bloomberg.

La industria marítima se está preparando para uno de los cambios más significativos en su historia reciente: una reducción obligatoria en las emisiones de azufre que se impondrá en poco más de tres meses. Para cumplir, miles de buques están siendo retirados del mercado para equiparlos con depuradores (scrubbers), que les permitirán seguir quemando el combustible más barato que se utiliza en la actualidad. Se espera que los buques bulk y todos los de otros tipo que no los tengan se vean obligados a pagar más por combustibles con menor contenido de azufre.

«La razón principal es que un número cada vez mayor de buques bulk van a salir del mercado de charteo para actualizar los depuradores antes de la fecha límite del 1 de enero», dijo Burak Cetinok, jefe de investigación del Arrow Shipbroking Group en Londres. «Básicamente, hay fuertes volúmenes de exportación por un lado y restringido el suministro de buques por el otro. Esto viene haciendo aumentar las tarifas».

Según BIMCO, las tarifas también están subiendo porque muchos de los buques bulk fueron retirados del mercado por desguace a principios de este año, cuando un colapso de la presa en Brasil llevó a Vale a cerrar algunas operaciones mineras, ahogando las cargas de mineral de hierro y enviando las tarifas en picada. Ese crecimiento de la demanda ahora regresó a una flota de buques disponibles más pequeña, aumentando las cifras.

«Fue un primer trimestre horrible para los capesizes», dijo Peter Sand, analista de shipping de BIMCO. “Cuando las tarifas de flete de los buques bulk capesize fueron realmente bajas en el primer trimestre, con pérdidas para todos, los armadores decidieron eliminar el exceso de tonelaje en el mercado global, y eso en combinación con el regreso del mineral de hierro de Brasil y la fortaleza del mineral de hierro en Australia, levantaron el mercado capesize desde julio».

Las tarifas están aumentando en todos los tamaños de barcos que monitorea el Baltic Exchange. Los operadores de Panamax, un tamaño por debajo de Capesizes, están ganando US$ 18.000 por día, la mayor cantidad desde 2010. Los de Handysizes, con US$ 9.700, son los que más ganan en la época del año desde 2011.

“Los productores de mineral de hierro están compensando la producción perdida anteriormente mientras que las entregas de nuevos barcos se están ralentizando”, dijo Jonathan Chappell, analista especializado en acciones de transporte marítimo en Evercore ISI, y agregó además que se eliminaron decenas de buques bulk de la flota para adaptarse a los depuradores.

«Entonces, es un caso simple de un incremento en la demanda que excede en este momento al incremento de la oferta», dijo.

Fuente: RMF