02/10/19

Escándalo en Ryanair: dejaron a los pasajeros atrapados 12 horas en un avión sin aire y les cobraron el agua

El avión no despegaba, adentro hacía más de 30 grados y cuando la gente pidió agua a los tripulantes, les cobraron 3 euros.


Un avión de Ryanair en el aire: los pasajeros debieron soportar una espera de 12 horas sin bebida. (Photo by PASCAL PAVANI / AFP)

La compañía aérea Ryanair volvió a estar en el centro de la tormenta por una nueva polémica durante un vuelo. Tal y como informa el diario británico The Mirror, cientos de pasajeros protestaron ante la tripulación del avión que iba realizar el viaje desde Lanzarote hasta Edimburgo tras tener que realizar una espera en el avión que, junto con el viaje sumó casi doce horas y llegando a soportar temperaturas de 30 grados.

La protesta comenzó cuando varios pasajeros pidieron agua para combatir las altas temperaturas durante la espera y la tripulación se las ofrecía cobrándoles 3 euros por cada una.

"La señora que estaba sentada al lado mío pidió agua después de llevar sentados tres horas en el avión con un calor abrasador. La azafata dijo que no estaba autorizada a dársela.

Al rato, comenzaron a vender agua y bebidas no alcohólicas por 3 euros. Tuve que pagar 3 euros por un agua y 5,50 euros por un panini", aseguró uno de los pasajeros.

"Mucha gente compró agua, jugo y comida porque habíamos estado sentados durante horas y teníamos hambre y sed. Pensé que la aerolínea proporcionaría agua después de tanto tiempo atrapados", manifestó otra pasajera acerca de la línea aérea low cost más grande de Europa.

Nueve horas después el avión despegó hacia Burdeos, en Francia, y la tripulación asegura que fue recién en ese momento cuando se repartió el agua gratis. El motivo, no obstante, se debió a que una madre, que viajaba con su esposo y su bebé, se enfermó.

Por este motivo, la familia desembarcó del avión y se subió a una ambulancia que estaba esperando en la pista. Posteriormente el avión partió rumbo a Edimburgo donde aterrizó a las 23.30 del viernes, 12 horas después de la hora prevista.

"El vuelo de Lanzarote a Edimburgo fue lamentablemente retrasado antes del despegue debido al clima adverso en la isla, antes de partir a Edimburgo ese mismo día. Ryanair se disculpa sinceramente con los clientes por este retraso, que estaba completamente fuera de nuestro control", declaró un vocero de la aerolínea.

Fuente: Clarín