30/12/19

Establecerían un esquema de retenciones móviles para el petróleo

El gobierno evalúa establecer un esquema móvil de derechos a la exportación de crudo que parta de una alícuota del 5%. Lo que cobra el Estado aumentaría en función cuán elevado sea el precio del petróleo


La Ley de emergencia económica —denominada de Solidaridad Social y Reactivación Productiva— fijó las retenciones a la exportación de hidrocarburos en un 8% del precio de venta. La decisión implicó una baja con relación a la alícuota original del 12% que estaba incluida en el texto que se aprobó la semana pasada en el Congreso. Sin embargo, en comparación con lo que pagaban las petroleras hasta la sanción de la Ley (un 6,5%), la medida significó un alza de 1,5 puntos porcentuales.

A raíz de eso, cuando visitaron la semana pasada al ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, algunas empresas productoras aprovecharon la ocasión para argumentar a favor de la implementación de un esquema de retenciones móviles para la exportación de petróleo que varíe en función del precio internacional del barril. Cuanto más alto el importe, más alto también sería el impuesto que cobraría el Estado.

El gobierno prometió estudiar el tema para mejorar la competitividad de Vaca Muerta, la formación no convencional de hidrocarburos de Neuquén. Así lo aseguraron a EconoJournal fuentes gubernamentales y del ámbito privado. La Secretaría de Energía podría avanzar en esa dirección durante el mes de enero.

Estructura impositiva

Las empresas sostienen que la estructura impositiva local es más onerosa que la del Permian u otras cuencas shale de EE.UU. La búsqueda de alternativas para reducir esa diferencia es clave para defender la continuidad de los proyectos de shale oil en Vaca Muerta.

En concreto, el esquema de está evaluando el Ejecutivo parte de un piso de retenciones del 5% cuando el precio del crudo se encuentre por debajo de los 60 dólares. Y luego establece una escalera ascendente de la alícuota a medida que el precio del barril sube.

Con todo, es una iniciativa que se estudiará con mayor detalle recién en las próximas semanas.

“Es una idea, pero a implementar a partir de enero. Ahora saldría solo alícuota como reglamentación a la ley. Pero no hay nada cerrado”, admitió un alto ejecutivo de una petrolera, que sigue de cerca lo que se defina en el Ministerio de Desarrollo Productivo.

Fuente: EconoJournal