06/11/20

El Ministerio de Transporte no asistió a la paritaria de la UTA y las empresas reiteran amenaza de despidos

Una nueva audiencia por acuerdo paritario para los choferes del interior terminó en otra dilación. Mario Meoni no envió representación y la FATAP insistió con los despidos. En paralelo, la oposición a Fernández cerró el conflicto de la línea 145



El miércoles 3 de noviembre, se produjo un nuevo encuentro virtual de negociación en el marco de la paritaria para los trabajadores de transporte automotor del interior. Es un conjunto de trabajadores que esperan un acuerdo que lleva meses de demora, al punto que hay seccionales negociando sumas fijas como adelantos para poder mantener cierta paz social, tal es el caso de Córdoba Capital.

La audiencia tuvo la particularidad de no contar con representantes del Ministerio de Transporte, lo que generó un rechazo de la cámara empresarial a sostener la audiencia.

"Lamentablemente continúa la indefinición de parte del Ministerio de Transporte respecto de los aportes pendientes que permitan generar propuestas a los requerimientos de UTA con una base mínima de previsibilidad y seriedad.", aseguraron las firmas.

Por lo que solicitaron un cuarto intermedio y se dilata un potencial entendimiento: "Es una pena que se pierdan días valiosos para, con los recursos disponibles, conversar y negociar una salida a la situación planteada en estas actuaciones pero, ante la incertidumbre que hemos dejado de manifiesto en la audiencia anterior y que se mantiene a la fecha, aunada a la ausencia de los representantes del Ministerio de Transporte, no nos deja otra opción que solicitar un cuarto intermedio a efectos de continuar realizando las gestiones que permitan conocer la forma en que los recursos disponibles se distribuirán y la eventual existencia o disponibilidad de otros que permitan afrontar el sostenimiento de la actividad".

La UTA, por su parte, sigue en conciliación obligatoria y remarcó la ausencia: "Resulta sumamente significativo la ausencia de los representantes de la autoridad de aplicación a la presente audiencia" y volvió a pedir "sensibilidad y justicia social".

Vale remarcar que en el encuentro previo los empresarios del transporte habían amenazado con despidos y la reducción de servicios si no se duplicaban los subsidios que el Estado le gira a las firmas.

Por otra parte, la oposición a Roberto Fernández, la agrupación Juan Manuel Palacios, logró que la línea 145 presente y garantice un cronograma de pago de los haberes adeudados. Con esa decisión se comprometió con los trabajadores a reestablecer el servicio plenamente.

El acuerdo de la Línea 145 volvió a dar cuenta de la crisis de representatividad que se vive en la UTA. A esta altura la conducción del gremio no sólo no maneja buena parte de los conflictos, sino que tampoco se sienta en los espacios de toma de decisiones para poder solucionarlos.

Fuente: InfoGremiales