02/11/20

Temor a cortes de luz en el verano: el Gobierno está cerca de arreglar una deuda con Edenor y Edesur

El Ejecutivo reconocería una deuda por barrios de emergencia a cambio de obras en el conurbano. El pasivo es de la provincia de Buenos Aires


Operarios de Edesur.

La secretaría de Energía trabaja en un principio de acuerdo con Edesur y Edenor, las distribuidoras del conurbano. Sería por las deudas de consumos de barrios de emergencia acumuladas desde 2011 a la fecha. El Gobierno habilitaría ese dinero para las distribuidoras del conurbano, a cambio que las compañías se comprometan a destinar ese dinero a obras para mejoramiento del servicio.

Con preocupación frente a los cortes de luz del verano, el Gobierno viene manteniendo conversaciones con ambas concesionarias de Buenos Aires y el conurbano. Las empresas dicen que les deben consumos eléctricos desde 2011 en barrios de emergencia. Esas deudas primero eran del Estado nacional, y luego fueron transferidos a la provincia. En ambos casos, las distribuidoras manifestaron que están impagas.

La secretaría de Energía calculó en $ 4.127 millones el monto que se les adeuda a las concesionarias. Está dispuesto a reconocerlo. A cambio, exigirá que las empresas usen ese dinero para obras que impliquen mejores de inmediato en los barrios de emergencia o carenciados.

Edesur es la más urgida por los fondos, ya que reclama cerca de $ 3.000 millones. La secretaría de Energía, que depende del ministerio de Economía, también pretende incluir a Edenor en esa solución. El acuerdo sería puntualmente de dinero a cambio de obras, al margen de las recomposiciones tarifarias o aumentos futuros.

En el Gobierno dicen que esta propuesta también fue conversada con los intendentes del conurbano sur , que se pasaron buena parte del año pidiendo la quita de concesión de Edesur.

Como las distribuidoras no cobraron consumos realizados por viviendas en la provincia de Buenos Aires, allí entienden que es esa jurisdicción la que debe hacerse cargo de la deuda.

En el Poder Ejecutivo confían que el arreglo puede ser inminente. Quieren que las distribuidoras inviertan en infraestructura para barrios de emergencia, con el objetivo de evitar cortes allí. Para llegar a enero, las distribuidoras deberían arrancar hacia noviembre.

La secretaría de Energía viene de realizar cambios en Cammesa. La empresa mayorista del sistema eléctrico, de control estatal, tiene ahora a Ariel Kogan como vicepresidente primero. El secretario de Energía, Darío Martínez, realizó toda su carrera política con Kogan.

En la ley de presupuesto que votó la Cámara de Diputados se habilitó una refinanciación de las deudas de las distribuidoras con Cammesa. También existe la posibilidad de que haya una condonación de una parte de las deudas de las distribuidoras, a cambio de inversiones.

En su última exposición en la cámara de Diputados, el jefe de Gabinete detalló que las distribuidoras le deben más de $ 103.000 millones a Cammesa. Edesur, Edenor, EPE (de Santa Fe) y Emsa (de Misiones) deben más de $ 11.000 millones cada una. El Poder Ejecutivo cerró la posibilidad de que las distribuidoras interrumpan el suministro por facturas impagas. Fue por seis meses, como una forma de alivianar los efectos económicos de la pandemia.

Fuente: Clarín