29/12/20

El “Tren de las Arenas” ya se mueve en Mendoza

Reactivarán el Ramal A-10 del FFCC General Belgrano; aprovechando las vías e instalaciones existentes emplazadas en El Alpero, San José y Lagunas del Rosario y este proyecto ha pasado a formar parte del presupuesto de la Nación.


Entre la Municipalidad de Lavalle y Nación pondrán en marcha el Ramal A-10 del FFCC General Belgrano. Una historia particular.

La Municipalidad de Lavalle y Nación pondrán en marcha el Ramal A-10 del FFCC General Belgrano, el sueño del “Tren de las Arenas” comenzó a tomar forma en el año 2000 y en los últimos tiempos los trámites se aceleraron y la reactivación del remal está en una etapa de concreción.

Aprovechando las vías e instalaciones existentes emplazadas en El Alpero, San José y Lagunas del Rosario, el proyecto ha pasado a formar parte del presupuesto de la Nación. Esta reactivación ferroviaria es un eje de desarrollo local e integral de las áreas de influencia, vinculando el oasis con espacios rurales y fincas cultivadas con viñedos, chacras y frutales con el secano, donde naturaleza y Pueblos Originarios como son La Asunción, San José y Lagunas del Rosario.

Tren de las Arenas

Ferrocarril General Belgrano, el Ramal A-10, es un ramal de la red, de vía estrecha (1.000mm), cuya extensión es de 186 km entre las estaciones cabeceras Pie de Palo -Caucete, San Juan- y en Mendoza centrado en el departamento de Guaymallén.

Mendoza y San Juan: en el año 1910 se habilita al servicio la línea de Mendoza a Las Cuevas, perteneciente al Ferrocarril Trasandino.

En 1903: en el momento en que la línea de los Ferrocarriles del Estado se estaba por concluir en su construcción: llegaba desde Serrezuela -Córdoba- y uniría esa ciudad con el centro de San Juan, se proyectó el ramal hacia Mendoza con salida de Pie de Palo, provincia de San Juan, el cual fue inaugurado en el año 1937. Aunque esta línea del ferrocarril llegó a destiempo a Mendoza, tuvo tiempo de demostrar su acción civilizadora, pues su trazado que cruza el secano lavallino, todavía lo consagra como único medio accesible para llegar a sus poblaciones.

En su momento fue el “Ferrocarril de Fomento”, luego Ferrocarril del Estado. Después de la nacionalización de los ferrocarriles (1946), donde se adquieren las compañías de capitales franceses e ingleses, paso a denominarse Ferrocarril General Belgrano.

Historia

Juan Bautista Alberdi, dijo que “El ferrocarril es el medio de dar vuelta al derecho lo que la España colonizadora colocó al revés en este continente”. Por su parte, Domingo Faustino Sarmiento y Justo José de Urquiza habían sido defensores de la idea.

En 1853 la Sociedad Camino de Fierro de Buenos Aires al Oeste -integrada por comerciantes-, el 17 de septiembre, requirió la concesión para la construcción de un ferrocarril que sirviera tanto para pasajeros como para carga, y cuyos vagones fueran arrastrados por una locomotora a vapor.

El presidente argentino Juárez Celman -1887- vendió a los ingleses el Central Norte y el Ferrocarril Oeste.

En 1870, se habían realizado 742km de vías; en 1890 9.432km y en 1910 27.994km de vías férreas. En Mendoza, El ramal fue construido en el año 1890, por el Ferrocarril Central Norte Argentino.

La nacionalización

Se da inicio a la nacionalización en 1946, con la compra a los ingleses de todas las líneas férreas que fueron estatizadas bajo la órbita de la Empresa de Ferrocarriles del Estado Argentino (EFEA, luego Ferrocarriles Argentinos) y recibieron nombres de personalidades destacadas de la historia argentina: San Martín, Belgrano, Sarmiento, Urquiza, Mitre y Roca.

Con 34.059 km de vías fue una de las más grandes del mundo y sigue siendo la red ferroviaria más extensa de Latinoamérica y unas de las más extensas de América. Llegó a tener cerca de 47.000 km de vías y más de 100.00 Km de rieles, pero el levantamiento de las mismas, el énfasis puesto en el transporte automotor, las decisiones políticas desacertadas y las presiones de las grandes empresas, fueron reduciéndolas progresivamente.

A partir de 1976 con la Dictadura Militar, se acentúo, promocionado como un gran logro del Gobierno, el desguace de la red más importante de Sud América.

En 1991 Ferrocarriles Argentinos fue virtualmente desarticulada. Desde 1992, llevaron a finalizar el desguace con la célebre frase “Ramal que para, ramal que cierra…”, en la presidencia de Saúl Menem.

En la actualidad y cuyo objetivo está centrado en el turismo, no deja de ser la piedra fundamental de para el conocimiento histórico, relacionarse y aprender de las costumbres de los distintos pueblos. Y redescubrir la identidad étnica a través de sus fiestas regionales y su importancia en el desarrollo turístico.

El el tren, en definitiva desempeña el papel de organizador del espacio regional. Fuente: Turismo Lavalle

Fuente: Rieles