11/03/21

El gobierno nacional avanza con más de 10 obras viales en la provincia de Buenos Aires

Los trabajos tienen una inversión de más de $82.000 millones. Aseguran que serán clave para el desarrollo productivo.


Gabriel Katopodis y Gustavo Arrieta.

El gobierno nacional comenzó la ejecución de 10 obras en las principales rutas de la provincia de Buenos Aires. Los trabajos corren en unos 520 kilómetros de extensión que impactarán en una mayor seguridad vial y un impulso en el desarrollo productivo.

Las obras implican una inversión de más de $82.000 millones y generan más de 4.700 puestos de trabajo.

Los trabajos se despliegan en la ruta nacional 7 entre Luján y Junín. Se trata de un tramo en obra de 63 kilómetros que cuenta con un presupuesto de poco más de 10.000 millones.

La transformación en autopista de la ruta 7 es un reclamo histórico de los vecinos del noroeste bonaerense, que permitirá reducir significativamente la probabilidad de accidentes y agilizar los tiempos de viaje. Además, beneficiará a la integración de las regiones productivas de la zona, optimizará la conexión con los puertos y mejorará la circulación diaria de 8.600 vehículos.

"Los vecinos del norte bonaerense lucharon durante años por esta autopista. El norte de la provincia de la provincia es una de las zonas más productivas del país que necesita de una infraestructura vial acorde a la demanda de los emprendedores", aseguró el titular de Vialidad, Gustavo Arrieta.


Otro punto donde se desarrollan trabajos es un poco más al norte, sobre la ruta nacional 8, en el tramo que une Pilar con Pergamino. La obra se despliega en una extensión de 132 kilómetros en siete tramos y con una inversión de $26.960 millones.

Los trabajos incluyen accesos más dinámicos a las ciudades, variantes o circunvalaciones para que el transporte pesado evite el paso por los ejidos urbanos, además de nueva señalización inteligente para reducir el índice de accidentes.

Se trata del proyecto más extenso y de mayor envergadura que el gobierno nacional ejecuta en el país. Este corredor es una pieza clave del entramado productivo del norte de la provincia que a su paso conecta varias de las más importantes ciudades productoras.

Ya sobre el área Metropolitana, la autopista Presidente Perón conforma el tercer anillo de circunvalación del AMBA, junto al camino de Cintura y la avenida General Paz. Además se conecta con la Autopista Ezeiza-Cañuelas.

La obra integrará 12 municipios: San Isidro, San Martin, Tres de Febrero, Hurlingham, Ituzaingo, Merlo, La Matanza, Ezeiza, San Vicente, Presidente Perón, Florencio Varela y Berazategui, que beneficiaran a mas de 12 millones de personas.

Los tramos I, II y III se encuentran en ejecución, abarcan 73 kilómetros y atraviesan las localidades de Ituzaingó, Merlo, La Matanza, Ezeiza, San Vicente, Presidente Perón y Florencio Varela. En 2019 fueron habilitados 10 kilómetros del tramo I.

Está obra monumental es una de las prioridades en el plan estratégico para el desarrollo de la infraestructura argentina que diseñaron Alberto Fernández y el ministro de Obras Públicas, Gabriel Katopodis.

Otro punto de los trabajos se ubica en el viaducto Puente La Noria que tiene un kilómetro de extensión que conecta la Ciudad de Buenos Aires y el municipio de Lomas de Zamora. La obra cuenta con un 90% de avance físico, se inició en febrero de 2014, se paralizo en enero de 2019 y fue reactivada en julio de 2020.

Se compone de un viaducto con un doble puente central (uno para cada sentido de circulación) que atraviesa el Riachuelo y empalma del lado de la Ciudad con la avenida General Paz y del lado de la provincia con el Camino Negro.

En el sudoeste de la provincia, los trabajos se posicionan en la autopista ruta nacional 33 que une Bahía Blanca con Tornquist. La obra tiene una extensión de 32 kilómetros y una inversión de 5.000 millones.

La obra cuenta con un avance físico actual del 28% y consiste en la duplicación de calzadas, separadas por cantero central con banquinas pavimentadas a ambos lados.

El proyecto es parte de la conexión de las rutas más importantes del sur de la provincia y la unión de los puertos de Rosario e Ingeniero White, ambos vinculados la producción de granos y a los sectores industriales y energéticos.

En esa misma zona también se trabaja sobre los accesos a la ciudad de Bahía Blanca. Se trata de una obra de 11 kilómetros de extensión con una inversión de 6.775 millones. Los trabajos se realizan en el acceso sur a la ciudad y contemplan la construcción de 11 puentes. Con un 15% de avance físico, es una obra para la duplicación de calzada a autopista semiurbana, construcción de distribuidor en cruce El Cholo y construcción de autopista circunvalación.

La ruta nacional 3 es uno de los principales corredores donde se traslada la producción cerealera del sur de la provincia hacia los puertos de aguas profundas de Bahía Blanca, así como también de minerales y turismo, con un alto nivel de transito

Sobre el noroeste de la provincia también se trabaja sobre la rehabilitación de la ruta nacional 188 en el tramo San Nicolás-Realicó. La obra, que inicio en julio de 2016, fue paralizada en abril de 2018 y reactivada en julio de 2020, se encuentra en ejecución y cuenta con un avance físico del 64%.

Se trata de la rehabilitación integral de la ruta en las localidades de Pergamino, Rojas y Junín, que comprende tareas de bacheo profundo, repavimentación de la calzada y el reacondicionamiento de las banquinas, que, en el caso del paso por Rojas, serán repavimentadas.

Por último, sobre la costa marítima de la provincia, el gobierno nacional trabaja en tres puntos clave: dos tramos de la ruta 11 y en la ruta 56.

En la ruta 11 se avanza en el tramo que une General Conesa con San Clemente del Tuyú. Allí, la obra se encuentra en ejecución y fue reactivada en septiembre de 2020 luego de estar paralizada por un ano y cuenta con un avance fisico actual del 78%.

El otro tramo une San Clemente con Mar de Ajó y tiene una extensión de 73 kilómetros con un avance fisico actual de 86%. Ambos tramos forman parte de una de las vías principales y más utilizadas para llegar a la costa atlántica, donde en temporada de verano circulan más de 50.000 vehículos por día.

También en esa zona se trabaja sobre la ruta provincial 56 en el tramo que une General Conesa con General Madariaga. Se trata de una obra en ejecución, fue reactivada en septiembre de 2020, luego de estar paralizada durante un año y cuenta con un avance físico actual del 75%.

"La transformación en autovía de las rutas 11 y 56 es un paso fundamental para incrementar el número de turistas de la costa bonaerense y evitar accidente", dijo Arrieta y agregó que "cuando retomamos las obras luego de más de un año de detención, el estado en que se encontraba era muy peligroso para todos quienes la utilizaban".

Fuente: LPO