19/03/21

Las importaciones de gas costarán menos que lo previsto, pero el doble que la producción local

La Secretaría de Energía y la ex Enarsa compraron 24 cargamentos para el invierno por un total de u$s 330 millones, a un promedio de u$s 6,50 por millón de BTU. Se licita el barco regasificador de Bahía Blanca.


Fuente: Excelerate Energy

El Gobierno adjudicó este miércoles a la noche la primera tanda de cargamentos de importaciones de Gas Natural Licuado (GNL) que ayudarán a tener energía en el invierno, cuando la demanda se multiplica y la oferta local no alcanza para cubrirla.

Son 24 buques metaneros que entrarán al puerto de Escobar y por los que habrá que pagar unos u$s 330 millones.

Adicionalmente, está en pleno proceso la licitación pública internacional para contratar un barco regasificador en Bahía Blanca, como el que estuvo hasta fines de 2018 y que luego fue reemplazado por otra barcaza que hacía la operación contraria: licuar el gas para exportarlo, en un contrato que YPF canceló el año pasado con la belga Exmar por las millonarias pérdidas que le dejaba a la petrolera (y que evitó una salida de u$s 850 millones en los siguientes 8 años).

La adjudicación del barco para Bahía Blanca se realizará el 5 de abril y posteriormente se llevará a cabo otra tanda de compras de cargamentos de gas licuado.

Los consultores privados estiman que todas las operaciones de importaciones de GNL (o LNG, por sus siglas en inglés) consumirán más de u$s 1000 millones en 2021, muy por encima de los u$s 189 millones que se abonaron el año anterior -con demanda y precios por el suelo-.

El precio promedio ponderado de las ofertas fue de u$s 6,50 por millón de BTU, poco más de un 10% más barato que los u$s 7,25 que previamente proyectaba la Secretaría de Energía.

A esto se le debe sumar unos u$s 1,30 por la regasificación, que calienta el gas con agua de río o de mar y lo vuelve a su estado natural, con una expansión de volumen de 600 veces hasta llevarlo a una temperatura de 15°, apto para que se transporte por los gasoductos.

El secretario de Energía, Darío Martínez, expresó: "Estamos muy satisfechos con esta licitación en la que participaron empresas de GNL de primer nivel, y hemos obtenido un precio que superó nuestras expectativas, ya que es inferior al que se venía analizando en el mercado internacional".

La británica BP contribuirá con 15 cargamentos, la holandesa Gunvor 5, la francesa Total 2, mientras que la suiza Trafigura y la española Naturgy traerán 1 cada una. En total, se habían presentado 14 empresas a la licitación.

Si bien Integración Energética Argentina (IEASA, ex ENARSA) todavía no informó los detalles, este costo de u$s 6,50 en promedio incluye la producción del gas en países como Qatar, Australia, Estados Unidos y Trinidad y Tobago -algunos de los principales oferentes-, la licuefacción (un proceso por el que el gas natural se enfría a -161° para comprimir su volumen y facilitar el transporte por vía marítima) y el cargo por flete.

Las importaciones de gas licuado se pagan por anticipado al doble que la producción local y siempre en dólares, que salen de las reservas internacionales del Banco Central.

Las petroleras que ofertaron por el Plan Gas percibirán en pesos al tipo de cambio oficial y a 65 días de su entrega efectiva el equivalente a un promedio de u$s 3,76 por millón de BTU para el volumen base que abastece a las distribuidoras y a la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico (CAMMESA), la empresa mixta que funciona como intermediaria del sector con las generadoras termoeléctricas.

Asimismo, Tecpetrol, Total Austral y Pampa Energía cobrarán un plus de 30% por el extra que produzcan para invierno, mientras que los campos que tienen aprobada la Resolución 46/2017, como el de Fortín de Piedra de Techint, disfrutarán por último año de un precio de u$s 6 por millón de BTU.

La Argentina todavía no está en condiciones de autoabastecerse, sino que la marcada estacionalidad de la demanda permite exportar saldos en verano e importar hasta un 26% del total en el invierno.

Fuente: El Cronista